GARA > Idatzia > Kirolak> Alaves

SEGUNDA B | 14Ē jornada

Reencuentro con el triunfo para ampliar la ventaja

Luismi y Jonan marcaron para un Alavés que refuerza el liderato, ahora con tres puntos de renta.

p041_f02.jpg


GIMNÁSTICA 1

ALAVÉS 2

 

GARA | TORRELAVEGA

La Gimnástica no puso las cosas fáciles, pero el Alavés acabó reencontrándose con el triunfo y, lo que es más importante, vuelve a ampliar su ventaja al frente de la clasificación, gracias al tropiezo del Eibar en Logroño.

Tras el susto protagonizado por Miguel en el calentamiento, que estuvo a punto de dejarle fuera del once titular, el partido arrancó con una Gimnástica más puesta, aunque con el paso de los minutos la primera parte acabara con las mismas tablas en el marcador que a nivel de juego. El Alavés intentó hacerse con el control del encuentro, pero no dio con la tecla para superar a la ordenada defensa cántabra. Lo más que pudo hacer fue probar fortuna desde lejos, con disparos que nunca encontraron puerta. La Gimnástica apostó por la estrategia opuesta y regaló el balón para esperar pacientemente. Su intención, obviamente, no era otra que sorprender a los gasteiztarras a la contra. Pero el tiempo pasó y ese contragolpe no llegó.

Alegría efímera

Sí lo hizo el gol albiazul. Con el paso de los minutos, el cansancio hizo mella en la parroquia cántabra, que corría sin tregua detrás del balón. El Alavés respiró y todo ello desembocó en el 0-1. Borja Viguera habilitó a Luismi en el interrior del área con un pase milimétrico, para que recortase al meta y empujase el balón al fondo de las redes.

Claro que la alegría no duró demasiado. Javi Hernández se llevó en el área un balón de Carlos Álvarez y el colegiado interpretó que había hecho penalti. El propio delantero -al que poco antes le habían anulado un gol- se encargó de transformar desde los once metros.

La decoración no varió tras el paso por vestuarios. El Alavés lo intentaba ante un anfitrión que se juntaba mucho atrás y no concedía un resquicio por el que maniobrar. No le quedó otra a Natxo González que buscar soluciones en el banquillo. Y acertó de pleno porque a los cinco minutos de saltar al césped, Jonan García firmaba el 1-2 a la salida de un córner.

En el tiempo de prolongación, y ya con la Gimnástica en inferioridad, Sergio salvó lo que pudo haber sido el 1-3, tras unagran combinación entre el propio Jonan y Borja Viguera.

Jonan García

Su aportación resultó decisiva. Marcó el gol del triunfo y trajo de cabeza a la defensa gimnástica durante los quince minutos que estuvo sobre el césped. En el tiempo de prolongación tuvo en sus botas el tercero, pero el cancerbero local le ganó la partida.

 

Imprimatu 
Gehitu artikuloa: Delicious Zabaldu
Igo