GARA > Idatzia > Eguneko gaiak

HUELGA GENERAL 26 DE SETIEMBRE

La quinta huelga general de la crisis desafiarŠ a los recortes

Los sindicatos y colectivos convocantes de la jornada de mañana animan a echarse a la calle para recuperar los derechos perdidos y para hacer frente a las nuevas amenazas de la política de ajuste

p004_f01.jpg

Juanjo BASTERRA | BILBO

En la comparecencia final de los representantes de los colectivos sociales y las centrales sindicales, que convocan la quinta huelga general en Hego Euskal Herria desde hace tres años y medio, se remarcaron cuatro ideas que consideran fundamentales: que la movilización y la lucha sirvieron a los trabajadores en décadas pasadas para obtener mejoras en los derechos sociales y laborales y, por lo tanto, ese trabajo debe fortalecerse en este momento; que ese es el único camino que el poder político, «sumiso al poder económico», deja en estos momentos a los trabajadores, como destacó la secretaria general de LAB, Ainhoa Etxaide; que hay riqueza, pero que está mal repartida y, a la vez, que «se nos roba a quienes menos tenemos para que los que más tienen engorden sus bolsillos»; y que «el miedo individual al que se nos somete a los trabajadores, se evita con la acción colectiva, un aspecto a tener en cuenta», precisó Adolfo Muñoz, Txiki.

Los representantes del centenar de colectivos sociales y de los sindicatos ELA, LAB, ESK, STEE-EILAS, EHNE, Hiru, CGT-LKN y CNT llamaron a crear «una manera social» para conseguir trasladar el mensaje de que «no aceptamos que seamos la población, en general, quienes paguemos una crisis que ha generado el poder económico». Porque «esa senda emprendida por el poder neoliberal europeo nos lleva a una economía del exterminio», denunció la representante de la Marcha Mundial de las Mujeres.

Etxaide se refirió, en un primer momento, al artículo de la corresponsal alemana de varios periódicos, Stefanie Claudia Müller, que, entre otras muchas ideas, afirmó ante la visita a Madrid de la canciller Angela Merkel, que «las razones verdaderas de la crisis del país [por el Estado español] nada tienen que ver con los salarios demasiado altos, porque un 60% de la población ocupada gana menos de 1.000 euros al mes», mientras que «la pensión media es de 785 euros, el 63% de la media de la UE-15 o porque se trabajen menos horas».

La dirigente de LAB añadió que, como decía el artículo, la razón «se encuentra en el nepotismo y en la corrupción, impuesto por una oligarquía de partidos en connivencia con las oligarquías financiera y económica y con el poder judicial y los organismos de control a su servicio». Etxaide recordó el camino realizado desde la primera huelga en mayo de 2009 y aseguró que el paro de mañana será «un nuevo paso de la mayoría social de este pueblo para seguir reivindicando que tenemos alternativa, que pasa por que no se apliquen los recortes de Madrid en Hego Euskal Herria, por que se echen atrás los recortes ya aplicados; por que cambie la política económica y que se apueste por el reparto de la riqueza. Han demostrado que hay riqueza. Ahora hablan de 2 billones de euros para rescatar al Estado español e Italia».

En este sentido, Etxaide afirmó que «las instituciones vascas se tienen que poner al frente de los derechos sociales, laborales y económicos de este país. Hemos visto que tenemos alternativa y se puede aplicar».

Por su parte, Muñoz recordó, «por si a alguien se le olvida», que «el neoliberalismo no ha sacado a ningún país de la crisis, sino que ha hundido a su gente, con recortes a los trabajadores y eliminando prestaciones sociales, como ocurre ahora».

En su opinión y de los demás representantes sindicales y sociales, «los procesos sociales para conquistar derechos son largos y hay que luchar» . Muñoz añadió que «damos mucho valor a lo que estamos haciendo porque interpelamos a los políticos y al poder económico».

El dirigente de ELA anticipó que vienen «mayores recortes» y nuevas reformas en las pensiones «por lo que tenemos que movernos».

Elevan los servicios mínimos para boicotear la huelga

El Gobierno de Patxi López, el de Yolanda Barcina y el Ministerio español de Fomento han situado algunos servicios mínimos en materia de transporte en los puntos más altos con el objetivo de intentar boicotear la huelga general, convocada para mañana en Hego Euskal Herria. Txiki Muñoz, secretario general de ELA, al conocer la decisión de Lakua dijo que hay sentencias judiciales en contra de esos servicios mínimos «que deberían cumplir».

El Departamento de Empleo y Asuntos Sociales de Gasteiz determinó que «todos los servicios de transporte como Euskotren, Metro Bilbao, tranvías o autobuses deberán contar con el personal equivalente al 30% del servicio ordinario en días laborales».

Los centros hospitalarios tendrán la plantilla habitual de un festivo, y en la atención primaria deberán contar con un médico en cada centro, además de otro de atención domiciliaria y un pediatra, así como enfermeros y celadores. En las guarderías y en la universidad deberá trabajar un coordinador o un conserje, entre otros.

El Ministerio español de Fomento elevó hasta el 75% en horas punta y al 50% en el resto de horarios los servicios mínimos en Cercanías Renfe durante la huelga general y el Ejecutivo de Nafarroa estableció los servicios mínimos del Transporte Urbano Comarcal del 60% en las horas punta y del 40% para las horas valle. GARA

REBELDÍA

Las centrales sindicales y los colectivos sociales pidieron ayer a la población vasca que reaccione «ante los recortes a los que nos están sometiendo los diferentes gobiernos» y explicaron que «es el momento de sacar la rebeldía que llevamos dentro».

quinta huelga

Hego Euskal Herria vivirá su quinta huelga general desde hace tres años y medio. En la primera se aseguró, cuando la crisis ya se mostraba con cierta virulencia, que se debía producir un giro de 180 grados o llegarían los recortes, y así ha sido.

a toda la población

Toda la población vasca está llamada a la huelga general. Las centrales sindicales y los colectivos sociales aseguraron que la situación «es muy grave» y «todavía no se ha terminado con los recortes». Por eso pidieron que «se logre una marea social».

DIVIDENDOS

Las compañías que cotizan en la Bolsa española han repartido en dividendos en tres años 113.439 millones de euros entre sus accionistas.

30 decretos

En casi diez meses al frente del Gobierno español, Mariano Rajoy (PP) ha puesto en circulación 30 decretos leyes, de obligado cumplimiento para las comunidades autonómicas. José Luis Rodríguez Zapatero (PSOE) aplicó 56 decretos, entre ellos la reforma laboral, que después endureció Rajoy.

paraísos fiscales

El 86% de las empresas del Ibex están presentes en paraísos fiscales, un dato que aumenta cada año. Además, las firmas que negocian en el selectivo bursátil están presentes en casi 10.000 fondos mundiales, la mayor parte controlados por estadounidenses y franceses.

Imprimatu 
Gehitu artikuloa: Delicious Zabaldu
Igo