GARA > Idatzia > Ekonomia

Levantan un muro contra los recortes sociales en vÝsperas del 26-S

Representantes del centenar de colectivos sociales y de las centrales sindicales ELA, LAB, ESK, STEE-EILAS, EHNE, Hiru, CGT-LKN y CNT levantaron ayer un muro contra los recortes sociales ante la delegación del Gobierno de Gasteiz en la Gran Vía de Bilbo. Llamaron a la huelga general para el 26 de setiembre y también a las movilizaciones para este sábado en Bilbo, Gasteiz y Donostia.

p022_f01.jpg

Juanjo BASTERRA | BILBO

«La huelga general del 26 de setiembre en Hego Euskal Herria tiene que ser un muro social contra los recortes», según explicó Andoni Pangua, portavoz de los colectivos sociales y sindicales. Será la quinta huelga general que se convoca en Hego Euskal Herria en el plazo de tres años y medio. Según sus convocantes «no queda otra que movilizarnos para que vean el descontento social y paren en este camino que nos lleva a la miseria y al paro extremo».

Porque, mientras los gobiernos autonómicos de Hego Euskal Herria aplican recortes en las prestaciones sociales, del 7%, en los salarios de los empleados públicos y en reducción del empleo en Educación y Sanidad, lo que perjudica a la población en general, los empresarios son los que están recibiendo ayudas económicas que, sin embargo, no sirven para generar empleo de calidad.

De hecho, el paro se encuentra en Hego Euskal Herria en un techo que se desconocía desde el año 1994. El número de parados ha llegado a los 208.477 personas, lo que significa una tasa de paro muy próxima al 16% de la población activa.

Así, según la compañía Axesor, el Gobierno de Patxi López es el que «más dinero dedicó en 2011 a subvenciones para empresas. Llegó a los 287 millones de euros». A estas hay que añadir las ayudas que llegaron desde la Administración española a las empresas, que en Nafarroa tuvieron un incremento del 50% respecto al año anterior, y que supusieron más de 503 millones. A estas cifras hay que sumar que los gobiernos de López y Barcina perdonaron el año pasado a los empresarios en el Impuesto de Sociedades, por el denominado «gasto social», un total de 670,8 millones.

Los colectivos demandaron ante la delegación del Gobierno de Gasteiz en la Gran Vía de Bilbo el fin del «tijeretazo en contra de los más débiles» y aseguraron que «ni la población en general, ni los trabajadores, ni los parados, ni los pensionistas, ni los emigrantes ni los excluidos y pobres somos responsables de esta crisis económica. Que la paguen quienes la han provocado: los banqueros y el poder económico especulador».

Ladrillos contra la injusticia

En Bilbo, ante las puertas de la delegación del Gobierno que preside Patxi López, levantaron un muro de ladrillo para denunciar la realidad de los recortes sociales. «La huelga general del 26 de setiembre servirá de contención a los diferentes recortes sociales aplicados por Mariano Rajoy, Patxi López y Yolanda Barcina». Este muro «pone de manifiesto las injusticias y los recortes que estamos sufriendo, que no es simplemente que sean en Educación o Sanidad, sino sindicales y laborales, porque no se conforman con todas las reformas que han realizado. Detrás de éstas -añadió Pangua- vendrán más».

Andoni Pangua recordó que «todo lo que teníamos, que habíamos conquistado con la lucha, sudor y lágrimas nosotros y quienes estuvieron en la lucha antes que nosotros, se está perdiendo. Por respeto a quienes lucharon antes, no solo tenemos que levantar muros, sino cavar trincheras. Estamos intentando activar la desobediencia a Madrid frente a esta dictadura económica que sufrimos, para conseguir que nuestras instituciones tengan en cuenta a la sociedad vasca, no a las imposiciones de un Gobierno español que no nos representa».

Manifestaciones, el sábado

El portavoz de los colectivos sociales y sindicales hizo un llamamiento especial para que este sábado las calles de Bilbo, Gasteiz y Donostia muestren el clamor de la sociedad contra los recortes sociales, laborales y sindicales que otorgan a los empresarios las competencias para seguir destruyendo empleo y «chantajeando a los trabajadores, además de amenazarles con despidos o peores condiciones laborales y salariales».

En Bilbo, la manifestación partirá a las 17:30 de Bilbo desde el Sagrado Corazón, en Donostia a esa misma hora partirá del Bulevar y en Gasteiz será a las 19:00 desde la plaza Virgen Blanca. En Iruñea se celebró el pasado 14 de setiembre.

Pangua recordó, por último, que «hay planteamientos de que la huelga general no sirve», pero exclamó todo lo contrario, porque «permite decir que estamos vivos, que queremos morder y que no se apliquen los recortes sociales. No podemos permitir que se reduzcan los subsidios, las pensiones en un futuro inmediato, entre otras medidas antisociales. Hay que seguir en la brecha».

En este sentido, los representantes del centenar de colectivos sociales y de las centrales sindicales insistieron ayer en Bilbo en la necesidad de que la población participe en la huelga general. «Porque los recortes nos afectan a todos, seamos del color que seamos, del partido o de la central sindical. Tenemos que conseguir una manera humana en las calles para que hagan frenar estas decisiones de los gobiernos en contra de quienes menos tenemos, pero más sufrimos la crisis», remarcaron ayer ante la delegación del Gobierno de Gasteiz en la Gran Vía.

Quinto llamamiento

Esta es la quinta huelga general en Hego Euskal Herria. Pocas semanas después de que Patxi López llegara a la Lehendakaritza, la mayoría sindical vasca encendió todas las alarmas ante la crisis. El 21 de mayo de 2009 convocó la primera huelga general en demanda de un cambio de rumbo de las políticas económicas, laborales y sociales.

ELA, LAB, ESK, STEE-EILAS, EHNE e Hiru entendieron que la crisis traería recortes, más paro y pobreza. Quienes hoy se resisten a unirse a la huelga general desoyeron las demandas de la mayoría sindical vasca y, en muchos casos, les acusaron de «agoreros». Tres años y medio después, se demuestra que la mayoría sindical vasca, a la que se han unido un centenar de colectivos sociales, se quedó corta en las peores previsiones.

Los recortes no han terminado, porque el Gobierno español tiene que presentar nuevos al finalizar este mes, y además se ha profundizado en la pérdida de derechos laborales con las dos reformas laborales consecutivas de José Luis Rodríguez Zapatero y de Mariano Rajoy, que llevaron a huelgas generales el 29 de junio de 2010 en Hego Euskal Herria y en setiembre en el Estado español, y el pasado 29 de marzo de 2012. En medio, se produjo otra huelga el 27 de enero de 2011 en contra de la reforma de las pensiones, que empeoró el salario y alargó la edad de trabajar.

Prosigue la marcha de LAB pese a los obstáculos

Los delegados de LAB llevan marchando desde el lunes para extender los motivos de la huelga. Por ahora, las cosas no están siendo fáciles, puesto que varios ayuntamientos están poniendo trabas a los caminantes para poder pernoctar en tiendas de campaña. La protesta tendrá hoy dos actos principales, el primero es la manifestación por Berriozar, a las 18:30 horas, que parte desde las vías del tren en la que se prevé que los caminantes reciban el apoyo de compañeros que suscriben la huelga del día 26. La dirigente del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) Carmen García también estará presente en la manifestación y, una hora después, ofrecerá una charla en la plaza Euskal Herria (o en la casa de cultura, si el tiempo no acompaña).

Los marchistas amanecieron ayer en Noain y marcharon hacia el aeropuerto, donde denunciaron los despidos que planea AENA. Posteriormente, se desplazaron hasta Iruñea y participaron en una manifestación desde la Universidad Pública hasta uno de los ejemplos más claros del despilfarro: el pabellón navarra Arena. El lema de la protesta fue: «El dinero del pabellón, para la educación».

La marcha continuó por Iturrama y, después, marchó hacia Zizur. En el camino, pararon en el instituto Donapea y criticaron la entrega de los terrenos donde se encuentra el centro al Opus Dei. Los marchistas pasaron la noche en el gaztetxe Esparru, porque el alcalde de Zizur, de UPN, les prohibió acampar. GARA

MANIFESTACIONES

Este sábado habrá manifestaciones en Bilbo (plaza Sagrado Corazón a las 17:30); en Donostia (Boulevar, a las 17:30); y en Gasteiz, a las 19:00, que partirá de la plaza Virgen Blanca. Son movilizaciones para «animar» a la población vasca a que participe en la huelga general del 26 de setiembre en contra de los recortes.

ayudas a empresarios

Mientras los gobiernos de Patxi López y de Yolanda Barcina llevan adelante recortes en materia de prestaciones económicas contra la pobreza y de salarios a los empleados públicos, se demuestran que en 2011 entregaron importantes cantidades en subvenciones a los empresarios.

quinta huelga

Esta huelga general será la quinta en tres años y medio. La primera se produjo en mayo de 2009. La mayoría sindical vasca pidió a los gobiernos cambiar sus políticas porque llegarían los recortes. No les hicieron caso.

Imprimatu 
Gehitu artikuloa: Delicious Zabaldu
Igo